sábado, 31 de diciembre de 2011

2012 pórtate bien...

Un año más que está por terminar. Muchas personas me preguntan por el balance de estos últimos 365 días, y yo les digo "¿por qué? ¿mañana ya no será Domingo?". En fin, han pasado cosas buenas, malas, regulares, desastrosas, catastróficas e impresionantes. Continúo empeñada con mi utópica idea de un mundo mucho mejor. He llorado, reído, amado... detestado. Me han vuelto a romper el corazón en pedacitos tan pequeños que me ha costado mucho trabajo recomponerlo de nuevo. He sido caprichosa con cosas absurdas. 

Pero lo más importante, sigo creyendo en mi mundo, sigo soñándolo por encima de todo. 

viernes, 30 de diciembre de 2011

martes, 27 de diciembre de 2011

Todos iguales.

Que te utiliza,
que hace contigo lo que quiere,
que te dice "te quiero" sin sentirlo.

Pero tú ya estás acostumbrada Domeriam, es tu ley de vida.

domingo, 18 de diciembre de 2011

No hay título para esta canción.

Sé que no viene a cuento… pero me encantaría que me llevaras contigo. A ese lugar tan maravilloso que narras, a ese sueño que siempre conservaré.

Sé que es estúpido desear algo así.
Y sé que nuestro tiempo terminó y tu historia no es para mí.


viernes, 16 de diciembre de 2011

El cielo de las cosas imposibles.

Hoy, Señores, es un día especial. Muchas veces lo han visto, lo han tocado y se han marchado. Han dormido sobre él, le han acariciado e incluso amado. En demasiadas ocasiones lo han golpeado, insultado y menospreciado. Le han escupido, arañado. Y sí, hoy es un día especial... les presento a mi corazón destrozado.

En otra vida... yo sería tu chica.

domingo, 11 de diciembre de 2011

Una vez más.

Odio que seas así. Cuando vienes, usas y te vas. Como si los demás no tuvieran que albergar los sentimientos que vas tirando por ahí. Como si nada te importase aunque tus palabras demuestren lo contrario. Es difícil querer a una persona así ¿sabes? Y yo te quiero, pero me alejo… y los dos sabemos que te da igual.

Llámame loca, paranoica, desesperada.

Pero prefiero seguir echando de menos a la sombra de lo que queda de ti.